2.8.07

Contaminación de las playas por microorganismos patógenos

(Barcelona)

Al hilo de un post anterior (Playas con bandera azul v.s. playas con bandera negra) viene a cuento hacer referencia al artículo "Contaminación de las playas" de Michel A. Mallin publicado en Investigación y Ciencia (agosto 2007).
El crecimiento urbanístico incontrolado a lo largo de la costa provoca un aumento de la contaminación por microorganismos patógenos en las aguas destinadas al baño. En el citado artículo se hace referencia a la elevada correlación entre la contaminación microbiana de las aguas costeras y el predominio de superficies impermeabilizantes como las zonas de estacionamiento, carreteras y aceras en el litoral.
"Debido al espectacular crecimiento de las regiones costeras, gran parte del terreno próximo al mar está impermeabilizado por zonas de estacionamiento, carreteras y aceras. Las escorrentías pluviales arrastran heces de animales, plagadas de microorganismos, hacia zanjas de drenaje que vierten las aguas directamente a lagos, arroyos y playas"
A modo de ejemplo, según se cita en el artículo, un solo gramo de heces caninas contiene alrededor de 23 millones de bacterias y bastan sólo 10 bacterias, en caso de especies o cepas virulentas, para causar una infección.
"Para combatir la contaminación microbiana, las comunidades costeras deben promover la conservación de las zonas verdes, la instalación de filtros en los sumideros pluviales e impedir la construcción de fosas sépticas en terrenos porosos".